Meet At The Restaurant
for Torres

¿Qué podemos conseguir si juntamos, cultura, talento, gastronomía y una de las mejores bodegas de nuestro país?
La idea era simple y, a la vez, compleja: una exquisita cena –regada con los mejores vinos– en un entorno en el que se reuniría a un grupo de intelectuales y creativos de diversa índole y que no se conocieran.

Seleccionamos y juntamos a los invitados atendiendo al eslogan de la iniciativa: Bring People Together (unir a la gente). Todos los invitados son jóvenes talentos creativos que despuntan en sus cargos y, además, tienen un interés común por el mundo del vino y la gastronomía.

La bodega original de la casa, un edifico del 1870 en Vilafranca del Penedès (Barcelona), fue el lugar elegido para el evento, y los cocineros de Xemei –los gemelos Stefano y Max Colombo– los encargados de componer un menú que, en esta primera experiencia, la bodega quiso que girase en torno al gallo negro del Penedès. Con esta cena, inauguran un restaurante itinerante que irá rotando por nuestra geografía riendiendo tributo a los mejores productos gastronómicos, a la propia  tierra y a sus personas y tradiciones.

Entre los invitados destacan el joven figura literaria Ben Brooks –quien ejerció de maestro de ceremonias–, la cantautora chilena Javiera Mena, la diseñadora gráfica Leslie David –que ha trabajado para Chanel, Nike o Chloé, entre otras firmas–, la reconocida poetisa Mira González o el ilustrador Timothy Goodman –cuya obra está ligada a Apple, J. Crew, The New Yorker.

Xemei, por otro lado, compuso un menú en el que el gallo negro de la zona es el auténtico protagonista. “Se trata, también, de un recorrido por diferentes ingredientes locales y técnicas gastronómicas, incluyendo los vinos que se sirvieron en la comida, y en la elaboración de los platos”, explican los creadores del que se dice que es el mejor italiano de Barcelona, por el que han pasado personajes de la talla de Sean Penn, Patti Smith. “Nos inspiramos, además, en los ingredientes de esta tierra, como es el gallo negro, y cómo presentarlos de un modo sorprendente y que maridase a la perfección con los vinos de las bodegas”. Y el resultado no puede ser mejor. Una noche para el recuerdo en la que todos disfrutaron del vino, la comida, y sobre todo, de la compañía.